Suscribirte por RSS: Rss
Cuentos en la Nube

SI VIENES A LA TIERRA Edit


TEXTO E ILUSTRACIONES: Sophie Blackall.


EDITORIAL: Grupo Anaya.



“Hay muchísimas cosas que no sé. No sé si hay vida en algún otro lugar del universo, aunque me cuesta creer que seamos los únicos. Pero hay algo que sí sé: que en este preciso instante estamos aquí todos juntos en este hermoso planeta. Es el único que tenemos, así que deberíamos cuidar de él. Y unos de otros. ¿No crees?”

©ANAYA


La autora de este álbum nos alienta con estas palabras que son como un soplo de aire fresco en medio de esta sociedad cada vez más complicada. La teoría nos la sabemos, debemos cuidar de nuestro planeta y en un mundo ideal cuidar los unos de los otros... ¿pero por qué es tan complicado? 

Podríamos hablar largo y tendido de lo egoístas que somos, poco respetuosos muchas veces, la sed de poder que mueve a unos y el odio a otros... pero también somos solidarios y empáticos en otros muchos casos. Luchamos por conservar este planeta en el que vivimos y tratamos de pasar por él durante toda una vida dejando una huella imborrable basada en el respeto, el amor y la solidaridad (con todas las imperfecciones que van añadidas en la mochila, al fin y al cabo nadie es perfecto).

©ANAYA

¿Invitarías a seres de otros planetas a visitar nuestra única y genuina tierra?
Quinn lo tiene muy claro. Y para ello no duda en describir todo aquello que nos hace únicos y diferentes. Una invitación en la que describe todo lo que para él es importante que se conozca de nuestro planeta: Empezando por la situación en el espacio, pasando por la descripción de terrenos, elementos de la naturaleza, la diversidad de las personas y las familias que lo habitamos, costumbres, vestuarios, alimentación, especies del mundo animal, emociones que sentimos, medios de transporte, el papel que juegan niños y adultos, la música, los colores e incluso ¡la lengua de signos y el braille!

©ANAYA

Toda una declaración de intenciones. ¡Señores extraterrestres! ¡No pueden pasar de largo!
Un álbum narrado en primera persona por un niño, con unas ilustraciones preciosas y completísimas en las que perderse con cada detalle. Es muy difícil describir tanto en tan pocas palabras así que yo lanzo otra invitación: Que os hagáis con este libro para poder saborearlo al completo.

Descripciones sencillas con poco texto escrito bajo la mirada de un niño, dejan espacio para una paleta llena de colores e ilustraciones que dicen mucho por sí solas. 
Su autora, Sophie Blackall nos cuenta que la inspiración le llegó estando en lo alto de una montaña del Himalaya, en Bután. Sus viajes con Save the Children le han permitido recorrer el mundo y conocer muchísimos lugares y a sus gentes.
Ella tenía claro que quería un libro que nos uniera a todas y todos los que habitamos el planeta:

"...Un libro sobre su casa y la mía, pero necesitaría ayuda. Hablé con niños del todo el mundo y pasé tiempo en la Brooklyn New School, donde hice 23 nuevos amigos que me dieron montones de ideas de cómo explicar nuestro mundo a un ser del espacio. Esos niños, son los estudiantes que aparecen en la ilustración del aula en este libro, junto con su profesora, la señora Greta. Les estoy muy agradecida por sus ideas, razonadas o graciosas. Les expliqué que se tarda mucho tiempo en hacer un libro. Pero no esperaba que costara cinco años.

Cuando la idea del libro tomaba forma, comprendí que hacía falta que un niño escribiera la carta. Había hablado con miles de niños inteligentes y adorables, ¿cómo iba a elegir a uno como narrador del libro? Entonces me presentaron a Quinn. Quinn ha vivido en Nigeria, Indonesia y Nepal, pero cuando nos conocimos, él y su familia vivían en Australia. El hermano de Quinn, Elliott, estaba atareado con un lagarto, así que le hice a Quinn todas las preguntas, terminando con esta: 
- ¿Qué le ofrecerías de comer a un visitante de otro planeta?
- Puré de patatas - me dijo sin dudar-. Porque no sabemos si tiene dientes.

Y entonces me pasó 17 dibujos que había hecho mientras hablábamos, dibujos de distintos planetas y de sus posibles habitantes.
Aquel era mi niño.

Hay cerca de ocho mil millones de personas en la Tierra. Yo solo podía poner unas pocas en este libro. Algunas son amigos y vecinos míos: Otras son familias a las que he visto merendando en Central Park. A otras las encontré en un mercado de Yangon, en un autobús de Beijing, en un barco en Sidney o en un establo de una granja lechera de Hobart, Nueva York. Casi todos los personajes dibujados en este libro están basados en una persona real. Algunos, como los que aparecen en las páginas sobre cosas que hacen los adultos, son personas que tú podrías reconocer..."


Un potente mensaje de diversidad y unión que nos recuerda que estamos juntos en este planeta, que solo tenemos este y lo tenemos que cuidar entre todos. Se lo debemos por ser nuestro hogar.


©ANAYA



Compra el cuento "SI VIENES A LA TIERRA" en tu librería habitual o en la web de la editorial..

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta y déjanos tu opinión!